Tos de las Perreras

Tos de las perreras

La Tos de las perreras está provocada por varios agentes causales de origen vírico y bacteriano  , por ello se dice que es una enfermedad multifactorial, donde participan diversos agentes infecciosos como las bacterias Bordetella bronchiseptica y Mycoplasma spp., y los virus de la Parainfluenza y Adenovirus canino tipo II, entre otros.

Tos de las perreras Traqueobronquitis Infecciosa o Rinotraqueitis 

La Tos de las perreras está provocada por varios agentes causales de origen vírico y bacteriano  por ello se dice que es una enfermedad multifactorial, donde participan diversos agentes infecciosos como las bacterias Bordetella bronchiseptica y Mycoplasma spp., y los virus de la Parainfluenza y Adenovirus canino tipo II, entre otros.

Es una enfermedad que afecta a las vías respiratorias altas  la cavidad nasal, la laringe, la tráquea, las cuerdas vocales y los bronquios.

Su afección no es grave ni peligrosa pero resulta altamente contagiosa entre los perros por eso es muy importante hacer todo lo posible para evitarla.

Se pueden contagiar perros de todas las edades y razas, lógicamente con mayor prevalencia entre aquellos que viven en refugios, criaderos, residencias caninas y, en general, en lugares donde se concentren muchos animales y con poca ventilación, aunque también pueden contagiarse perros que vivan solos durante el paseo o en parques caninos.

Tos de las Perreras: ¿ Como se contagia?

El contagio solo se produce entre perros y no de perro a humano, aunque existe una pequeña posibilidad de infección en niños, personas inmunodeprimidas o con problemas respiratorios.

Existen factores determinantes que facilitan el contagio como el estrés, el hacinamiento, el frío, la falta de higiene…

Por eso es una enfermedad especialmente frecuente en perreras, criaderos y residencias donde conviven muchos perros juntos en espacios habitualmente reducidos y cerrados.

En estas situaciones, además, resulta mucho más difícil controlar su propagación.

La Tos de las perreras puede aparecer en cualquier época del año, ya sea  invierno o verano.

Como indicamos antes, uno de los factores a tener en cuenta es el estrés del perro que no se encuentra en su domicilio habitual,( como en una residencia canina) con muchos perros a su alrededor.

Hacemos especial hincapié en elegir lo mejor posible la residencia de nuestro peludo, la cantidad de perros residentes, la higiene,…. Si a esto le sumamos los cambios bruscos de temperatura ( aire acondicionado, baños en piscinas o lagos, playa,….) ya tenemos la receta perfecta.

Un sólo perro que venga con Tos de las perreras es capaz de contagiar a todos los residentes. No es índice que sea culpa de la Guardería o residencia, pues es muy habitual y muy difícil de parar el contagio.

Por eso debemos tomar todas las precauciones posibles.

Tos de las perreras

Síntomas de la Tos de las Perreras

El síntoma más claro y evidente de la Tos de las perreras es, como ya habrás intuido, la tos.

Lo más normal es tener tos seca y arcadas, por decirlo de alguna manera como si tuviese algo en la garganta. Como podemos intuir, cuanta más tosa el perro y más arcadas, más irritación.

Como en la “gripe humana” se puede manifestar además con otros síntomas, pequeñas secreciones oculares y nasales, fiebre y pequeños vómitos espumosos .

Aunque no reviste mayor importancia, puede llegar a ser muy molesto para nuestro peludo, y si lo dejamos sin más puede llegar a más.

¿Cuál es el tratamiento para la Tos de las perreras?

Sabiendo que no reviste de mayor importancia, muchos perros se contagiados  se recuperan por sí solos, sin necesidad de tratamiento.

Existen “remedios caseros” cuando no es muy serio el problema:

  • Miel: La miel debe ser natural, sin ser procesada o con contenidos extras. La miel ayuda a suavizar las gargantas irritadas de los perros. Puedes darle una cucharadita pequeña cada tres o cinco horas. Pero cuidado, no debes excederte dándole miel a tu peludos, pues le puedes provocar malestar estomacal, ni debes dársela si tu perrito es menor de un año, puesto que las esporas que contiene la miel pueden dañar el sistema inmunológico de tu cachorro puesto que aún se está desarrollando.
  • Canela: La canela es otro complemento alimenticio que sirve de antiséptico y es muy recomendable para aliviar la tos en nuestras mascotas. Si a tu perro le gusta, puedes espolvorearla en su comida.
  • Té de menta: Unas gotas de té de menta con una jeringuilla directamente en la boca de tu can le ayudarán a despejar las vías respiratorias, pues este té tiene propiedades expectorantes y descongestivas.
  • Zumo de níspero: Es un remedio muy recomendado por veterinarios. Se trata de uno de los mejores remedios naturales debido a su alto contenido en vitamina A, que reforzará el sistema inmunitario del perro ayudando a la recuperación de las membranas mucosas afectadas.

Sin embargo, si los síntomas persisten, y según la cantidad y virulencia de los tosidos  y el cuadro se agrava y se producen infecciones bacterianas secundarias, se utilizarán antibióticos y antiinflamatorios, visita a tu veterinario así como medicamentos para aliviar la tos y reducir la fiebre.

Es importante, en la medida de lo posible, evitar el contacto del perro enfermo con otros perros sanos para evitar contagios.

Vacuna intranasal contra la tos de las perreras

Las vacunas son fundamentales en la vida de un perro.

Esto los ayudará a protegerse de enfermedades e infecciones que pueden poner en riesgo su salud y llegar a contagiar a otros perros integrantes de la misma familia.

La vacuna para la gripe canina intranasal es conocida como Nobivak KC, y está modificada para ser suministrada de manera intranasal.

Esta contiene el virus atenuado de la parainfluenza canina y la cepa cornell.

El procedimiento para suministrar esta vacuna es sencillo y cualquier veterinario puede realizarlo.

A cualquier perro puede suministrársele la vacuna. Además, es un procedimiento sencillo y muy efectivo.

Vacuna Intranasal contra la Tos de las Perreras:

La vacuna para la gripe intranasal Nobivac KC brinda la protección adecuada contra la Bordetella bronchiseptica y el virus de la parainfluenza canina.

Una vez que la vacuna es aplicada, 72 horas después, el perro recibirá la inmunidad y tendrá 1 año de completa protección.

Es una vacuna que puede ser utilizada en perras en gestación y en cachorros desde sus dos primeras semanas de vida en adelante.

Tos de las perreras

Así que ya lo sabes todo acerca de la Tos de las Perreras, lo único que te queda es la prevención, la mejor manera es mantener a nuestro perro con una adecuada alimentación , para que se desarrolle lo mejor posible, elegir dentro de nuestras posibilidades la residencia canina con mayores garantías, y si tenemos previsto alguna, vacunarlo 3-4 dias previamente para evitar estos contagios.

Para tener información mas detallada acude a tu veterinario

Si te ha gustado el artículo no olvides comentar y dejar tus impresiones, si lo deseas puedes contactar con nosotros para esta o cualquier otra consulta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Ir arriba